La Unión Industrial de Córdoba presentó un nuevo reporte de su Relevamiento sectorial, con datos recolectados al mes de noviembre, que marcan una expectativa favorable en el empresariado mediterraneo.

Josefina Schapira, a cargo de la consultora Perspectivas Sociales que realizó el informa comentó que casi con el año terminado, los industriales cordobeses se muestran aliviados al afirmar que el 2021 fue o tan bueno o mejor de lo que esperaban. “En general es marcado el consenso acerca de que el 2021 fue un mejor año que el 2020, por supuesto que con matices según el rubro industrial o la envergadura de facturación. Probablemente esto explique que tres de cada cuatro industriales esperan un 2022 mejor o tan bueno como el 2021”.

Los datos destacados del mes de noviembre para la industria cordobesa:

-Nivel de actividad: Continuando con la tendencia de crecimiento interanual de la segunda mitad del año, el estudio arroja la mayor variación interanual registrada desde la irrupción de la pandemia. Para un tercio de las que crecieron, el incremento estuvo entre el 11% y el 20% y para otro entre el 20% y el 40%. Las industrias vinculadas a la producción de maquinarias agrícolas son las que más empujan esta recuperación y, lógicamente son sobre todo las situadas en los departamentos Marcos Juárez y Río Segundo. En relación a la envergadura de las industrias, las que mejor evolución interanual han tenido son las que se encuentran en los dos extremos: las micro y pequeñas y las grandes.

-Rentabilidad: A pesar de la recuperación en los niveles de actividad, la rentabilidad no logra mejorar. Cuatro de cada diez industrias han perdido entre el 11% y el 20% de sus ganancias en el último año. La rentabilidad es particularmente baja entre las microindustrias, sólo un 19% han logrado hacerla crecer en el último año y más de la mitad reducirse. La industria gráfica y del papel, que viene atravesando años muy críticos, es la que más ha visto crecer su rentabilidad. En tanto que las empresas industriales de maquinaria agrícola han logrado mantener estable su rentabilidad. Son las alimenticias y las metalúrgicas las que más afirman haber perdido rentabilidad en relación al mismo mes del año pasado.

TAMBIEN TE PUEDE INTERESAR: Alladio se integra con una empresa mexicana lider en Latinoamérica

-Inversión: Seis de cada diez industriales afirman que invertirán el año próximo: un tercio en bienes de capital, otro tercio en capital de trabajo y finalmente un último tercio en innovación. El rubro influye tanto en la intensión de invertir como en el destino de esas inversiones; así, mientras los industriales del software están principalmente planeando inversiones de innovación, los metalúrgicos y alimenticios se inclinan por invertir en bienes de uso y los de las industrias gráficas y de papel, y del plástico piensan invertir en capital de trabajo. Las industrias grandes y medianas de tramo 1 son las más propensas a invertir.

-Balance: Un cuarto de los industriales entrevistados afirman que el 2021 fue ”tan bueno como esperaban”, en tanto que un 47% dice que resultó mejor de lo previsto. Son los fabricantes de maquinaria agrícola los que más tienden a responder que el año fue todo lo bueno que esperaban, mientras que para metalúrgicos e industriales del plástico el 2021 superó favorablemente las expectativas que se habían fijado. Los empresarios de la industria gráfica y del papel, que tuvieron un 2020 difícil no vieron cubiertas sus expectativas de mejora y terminan afirmando que el 2021 fue peor de lo esperado

-Expectativas: Cuatro de cada diez industriales creen que el 2022 será mejor que este año y un tercio que será igual de bueno. Entre los primeros, se encuentran principalmente los de la industria del software y entre los segundos, los fabricantes de maquinaria agrícola. También hay variaciones según el nivel de facturación; las micro y las medianas de tramo 2 son las más temerosas sobre lo que el 2022 traerá, vislumbrando la posibilidad de que sea peor o tan malo como el 2021.

Fuente: Punto a Punto


Dic 30, 2021 , ,